Artista

CMTV

MARTES 13

Este martes 13 no te cases, ni te embarques... Mejor... ¡Escuchá música!



EL 13

El número trece desde la antigüedad fue considerado como de mal augurio, ya que en la Última Cena de Jesucristo había doce apóstoles y Jesús. Se considera a Judas el traidor como el número 13.
La Cábala enumera a 13 espíritus malignos, al igual que las leyendas nórdicas; en el Apocalipsis, su capítulo 13 corresponde al anticristo y a la bestia. También una leyenda escandinava cuenta que, según la misma tradición, en una cena de dioses en el Valhalla, Loki, el espíritu del mal era el 13º invitado. En el Tarot, este número hace referencia a la muerte y a la desgracia eterna y para otra vida.

EL MARTES

El martes 29 de mayo de 1453 cayó la ciudad de Constantinopla. Según parece, el papa y las Repúblicas de Venecia y Génova enviaron una flotilla de ayuda a la ciudad sitiada, pero ésta caería antes de que llegaran. Cuando la flota de socorro iba a entrar por el estrecho de los Dardanelos, se cruzaron con unos pocos barcos de refugiados que huían de la ciudad conquistada; al preguntar cuándo había caído, éstos respondieron que “el martes”. La caída de Constantinopla supuso un profundo trauma para las potencias cristianas y, el día de su caída (martes) asociado además al dios de la guerra romano, pasó a considerarse de mala suerte.

Además, “Martes” es una palabra que deriva del nombre del planeta Marte, que en la Edad Media lo llamaban “el pequeño maléfico” y que significa voluntad, energía, tensión y agresividad.
Marte es el dios de la guerra, por lo cual el día martes está regido por el planeta rojo, el de la destrucción, la sangre y la violencia.
La leyenda dice que un martes 13 se produjo la confusión de lenguas en la Torre de Babel.

JOAN MANUEL SERRAT TOCA MADERA

Nada tienes que temer,
al mal tiempo buena cara,
la Constitución te ampara,
la justicia te defiende,
la policía te guarda,
el sindicato te apoya,
el sistema te respalda
y los pajaritos cantan
y las nubes se levantan.

Cruza los dedos,
toca madera.
No pases por debajo de esa escalera.
Y evita el trece
y al gato negro.
No te levantes con el pie izquierdo.

Y métete en el bolsillo
envuelta en tu carta astral
una pata de conejo
por si se quiebra un espejo
o se derrama la sal.

Y vigila el horóscopo
y el biorritmo.
Ni se te ocurra vestirte de amarillo.
Y si a pesar de todo
la vida te cuelga
el "no hay billetes"
recuerda
que pisar mierda
trae buena suerte.

Toca madera,
toca madera.
Cruza los dedos,
toca madera.

Nada tienes qué temer...
Arriba los corazones...
Nada tienes qué temer
pero nunca están de más ciertas precauciones.

Cruza los dedos,
toca madera.
No pases por debajo de esa escalera.
Y evita el trece
y al gato negro.
No te levantes con el pie izquierdo.

Que también hacen la siesta
los árbitros y los jueces.
Con tu olivo y tu paloma
camina por la maroma
entre el amor y la muerte.

Y vigila el horóscopo
y el biorritmo.
Ni se te ocurra vestirte de amarillo.
Y si a pesar de todo
la vida te cuelga
el "no hay billetes"
recuerda
que pisar mierda
trae buena suerte.

Toca madera,
toca madera.
Cruza los dedos,
toca madera.

Y ajústate los machos,
respira hondo,
traga saliva,
toma carrera,
y abre la puerta,
sal a la calle,
cruza los dedos,
toca madera.

Toca madera,
toca madera.
Cruza los dedos,
toca madera.

MARC ANTHONY MALDITA SEA MI SUERTE

Tal vez fue mi peor error
quererte y perder la razón
y ahora ya no sé
como olvidarme de ti.

En esta incierta soledad
extraño todo de tu piel
y no puedo evitar caer
rendido a tus pies.

Es que perdí mi voluntad
con tu manera de mirar,
me duele estar aquí,
lejos de ti.

Maldita sea mi suerte,
porque te clavaste en mí alma inconsciente.
Maldita sea mi suerte,
porque duele contemplarte y no tenerte.
Ni las ganas ni el amor son suficientes,
maldita suerte que no me perteneces.

No sé cuando volverte a ver,
no entiendo el juego,
jugamos al amor
sin meditar el precio.

Despierto solo sin saber
cuándo te sentiré otra vez
y creo que lo arriesgaría todo
por ti.

Es que perdí mi voluntad
con tu manera de besar,
y cómo duele estar
lejos de ti.

Maldita sea mi suerte,
porque te clavaste en mí alma inconsciente.
Maldita sea mi suerte,
porque duele contemplarte y no tenerte.
Ni las ganas ni el amor son suficientes,
maldita suerte, ¿Cómo tenerte?

Maldita sea mi suerte,
porque duele contemplarte y no tenerte.
Ni las ganas ni el amor son suficientes,
si el destino, sin remedio, nos detiene.

DON OSVALDO SUERTE

"Suerte"

Cantan las sirenas del mar de Galicia y Portugal,
bajan como estrellas, los misiles sobre Afganistán.
Por la Torre 5 la cana no para, te podés sentar a pensar.
Y si por tu barrio la cosa anda muy bien, hoy tenés para comer.

Buen día, mi vida, mientras pienso cómo llegué acá,
una noche me abrazaste, te bese y no dormimos ni sufrimos más.
Habrá sido nuestro premio por no salir corriendo
o el castigo por no saber escapar,
te sigo buscando como enfermo al remedio,
como comienzo al final.

La suerte de encontrarte alguna vez
y sentir que para casi todo hay solución.
Verte y festejar también, que aún me queda pureza
sin tristezas en mi corazón.

Suena Don Osvaldo, lo llevo tatuado atrás del corazón,
me cuida la espalda del que quiera gobernarme la razón.
En la buena fortuna, más atento que nunca,
en la mala de qué estás hecho aprenderás,
si la foto es en las buenas, salir todos buscan,
en las malas, como mucho vos y dos más.

La suerte de encontrarte alguna vez
y sentir que para casi todo hay solución.
Verte y festejar también, que aún me queda pureza
sin tristezas en mi corazón.

La suerte de encontrarte alguna vez
y sentir que para casi todo hay solución.
Verte y festejar también, que aún me queda pureza
sin tristezas en mi corazón.

El trabajo para el pobre en esta parte del mundo,
la suerte de nacer y si no robas ni vendes,
hasta la muerte correr.
El trabajo para el pobre en esta parte del mundo,
la suerte de nacer y si no robas y vendes,
hasta la muerte correr.

Cantan las sirenas por la Torre 5,
bajan como estrellas.

TAN BIÓNICA LA SUERTE ESTÁ ECHADA

Dicen que para olvidarte
Tengo que viajar a Marte,
Hacer 300 años de terapia
Y decidir, dejar que pase el mes de Abril,
Juntar todas las hojas del otoño.

Dicen que para olvidarte hay que tener en el bolsillo
Un almanaque sin domingos, un crucero
Y navegar en un océano sin mar,
Tomarse toda el agua de la lluvia.

Y en realidad, hay cosas que no voy a olvidar
Como tus ojos de soledad,
La tarde que los hice llorar

Y escucho voces dentro de mi casa,
A veces pienso que es tu fantasma.
Tus amenazas, mis escapadas,
Retrato de mi clandestinidad.

Dicen que juntando cuatro patas de conejo
Con sal gruesa, y repitiendo ante el espejo,
Voy a olvidar, talvez yo pueda deshacer
El nudo que nos ata en este hechizo.

Dicen que del día en que te fuiste,
No hago mas que despedirte inventándome un presente
Para sentir que estoy haciendo algo por mi
Construyo sobre arenas movedizas

Y en realidad, hay cosas que no quiero olvidar
Como tus ojos de soledad
La tarde que los hice llorar

Y escucho voces dentro de mi casa
A veces pienso que es tu fantasma
Tus amenazas mis escapadas
Retrato de mi clandestinidad

Si no te olvido, dicen que puede
Doler mucho más de lo que duele
Cuando te tengo en mi memoria,
Estás acá.

INDIO SOLARI LAS SUPERSTICIONES TRAEN MALA SUERTE

"Las Supersticiones Traen Mala Suerte"

Mi rebelión ya no aclara mi mente
Mi sueño está muy bien así y estuvo siempre.

Oh, no. No me voy a correr
De este sendero cruel mil veces más.
No, no. No necesito huir así
Del laberinto de mis miedos.

No me seduce la visión ardiente
Ningún líder feroz
Mártir doliente

No, por favor
Vacía el corazón y no quiero brindar
Oh no, mi furia va a estallar
Cumpliendo con la suerte echada.

Es otra historia de nunca acabar.
Supersticiones de nunca acabar.

Va a resonar muy feo el griterío
Y los acordes van a ser muy tristes.

Oh, no, mi alma desnudé
Era el fruto de un desierto seco en mí.

No, no. Ya sé, sólo un instante es.
Separa la vida y la muerte.

Mi rebelión ya no aclara mi mente.
Mi sueño está muy bien así y estuvo siempre

No, queridos, no
Si el amor llega así
No es un bien de verdad.
Algún rayo nos obligó
A habitar un planeta extraño.

Es otra historia de nunca acabar.
Supersticiones de nunca acabar.

MELENDI LAS COSAS DEL AMOR

"Las Cosas del Amor"

LOS RODRÍGUEZ MALA SUERTE

"Mala Suerte"

El jugador en la esquina
con su caramelo,
hoy no durmió,
en el sueño tenía celos.

Casi tiene su corazón
prisionero,
afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.

El jugador juega
con el que quiera jugar,
puede perder pero vuelve
pensando que pudo ganar.

Puede jugar la noche
y el día entero,
afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.
Afortunado jugador,
mala suerte en el juego.

Y en lugar de volver a su casa,
tuvo que quedarse y saber qué pasa.
Cuando el aire se convierte en viento,
el jugador se juega un sentimiento.
El jugador se juega sus botas en este momento.
Afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.
Afortunado el jugador.

El jugador se dobla
pero no se rompe,
casi empeñó su corazón
traicionero.

Casi lo apuesta todo
y se queda con cero,
afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.

¿Dónde estará jugando
por la mañana?
Piernas de mujer
duermen en su cama.

No importa si en el viento
se vuela un sombrero,
afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.
Afortunado el jugador...

No importa si en el viento
se vuela un sombrero,
afortunado en el amor,
mala suerte en el juego.
Afortunado el jugador,
mala suerte en el juego.
Afortunado en el amor,
mala suerte en el juego,
mala suerte en el juego,
mala suerte en el juego.

JESSE & JOY LA DE LA MALA SUERTE

Abriste una ventana despertando una ilusión,
cegando por completo mi razón.
Mantuve la esperanza conociendo tu interior,
sintiendo tan ajeno tu calor,
probé de la manzana por amor.

Quiero ya no amarte y enterrar este dolor,
quiero que mi corazón te olvide,
quiero ser como tú, quiero ser yo la fuerte.
Sólo te he pedido a cambio tu sinceridad,
quiero que el amor al fin conteste
porqué siempre soy yo la de la mala suerte.

Tú vienes, me acaricias y te marchas como el sol,
me duele sólo ser tu diversión.
Dices que me amas, que no hay nadie como yo,
que soy la dueña de tu corazón,
pero alguien más está en tu habitación.

Quiero ya no amarte y enterrar este dolor,
quiero que mi corazón te olvide,
a ser como tú, quiero ser yo la fuerte.
Sólo te he pedido a cambio tu sinceridad,
quiero que el amor al fin conteste
porqué siempre soy yo la de la mala suerte.

Y no, no pasa nada si el amor
no es perfecto, siempre y cuando sea honesto.
Y no, ya para qué quedar perdón,
no es correcto, no puedo compartir lo que no se me dio,
no soy la dueña de tu corazón,
yo soy quien sobra en esta habitación.

Quiero ya no amarte y enterrar este dolor,
quiero que mi corazón te olvide,
a ser como tú, quiero ser yo la fuerte.
Sólo te he pedido a cambio tu sinceridad,
quiero que el amor por fin conteste
porqué siempre soy yo la de la mala suerte.